El primer problema cuando se van a hacer fotos de atardeceres o de la salida del sol, es la escasez de luz. A pesar de las mejoras que le son realizadas en los sensores de la cámara a los diferentes Smartphones, realizar fotos con gran calidad en condiciones de poca luz puede tornarse un poco difícil debido a su apertura fija. Esto se debe que, a mayor apertura, se admite mayor cantidad de luz de manera que sean mayores las posibilidades a la hora de ajustar la exposición y mayor versatilidad para lograr buenas fotografías.

La hora dorada aparece tanto en las primeras horas del día como en las últimas.

La hora dorada aparece tanto en las primeras horas del día como en las últimas.

Para solucionar todo este inconveniente, basta con aplicar varias técnicas que te llevarán a obtener las más asombrosas fotos de atardeceres que puedas imaginar.

Lo primero sería usar un trípode. Si lo tienes el trabajo se te hará mucho más fácil, pero con un buen agarre será suficiente esta vez. Recuerda que en circunstancias donde no hay suficiente luz, tanto el iPhone como los Smartphone con sistema operativo Android disminuirán la velocidad de captura para de esta manera recibir la mayor cantidad posible de luz y así crear una buena exposición. En este caso, cualquier mínimo movimiento provoca imágenes borrosas, por lo que algunas técnicas para evitar el movimiento indeseado es juntar fuertemente los codos contra el cuerpo cuando se realiza la foto o ayudarse con algún objeto fijo que esté alrededor para un mayor apoyo.

Un buen agarre sobre el teléfono le da una mayor firmeza a la hora de hacer fotos.

Un buen agarre sobre el teléfono le da una mayor firmeza a la hora de hacer fotos.

Define el punto focal y bloquea estos ajustes para evitar que la aplicación trate de corregir la exposición automáticamente. Controla manualmente esta última aumentando o disminuyendo la intensidad de la luz según se desee.

Si la foto que harás es de siluetas, reduce la exposición para oscurecer el objetivo y utiliza fondos simples. En caso de que la foto se le haga a una persona es necesario que los pies, y los brazos estén separados del cuerpo. El tener los miembros extendidos puede así contar una historia o representar un momento, lo que compromete más al espectador. Una buena silueta ha de ser bien oscura o totalmente negra y correctamente enfocada.

La silueta siempre debe ser una figura reconocible.

La silueta siempre debe ser una figura reconocible.

Una vez capturada la foto, no te conformes, si crees que quedó bien, unos ajustes quizás puedan hacerla mejor. Para eso puedes usar la aplicación Snapseed la cual se encuentra para ambos sistemas operativos (iOS y Android). Este potente editor de fotos ha sido desarrollado el gigante Google y es completamente gratis, que, además de sus múltiples herramientas y filtros, su sencilla interfaz y fácil uso, la convierte en preferida entre muchos fotógrafos.

Unos simples ajustes en los colores de la imagen le darán mayor dramatismo a esta. Disminuye el brillo y aumenta el contraste, así resaltará el horizonte. Por último, aumenta los valores de la saturación para obtener colores como el rojo y el naranja más intensos, así como oros tonos similares.

Agregarle algún filtro pude realzar la composición de las imágenes de los atardeceres. Eso sí, no utilice un filtro para corregir una mala foto, eso nunca la convertirá en una buena. Las fotografías malas deben desecharse.

La próxima vez que captures fotos de atardeceres, aplica estos trucos y verás que el resultado será diferente. Si ya lo habías hecho antes, comenta tu experiencia.